El viaje - 2ª Parte

 

El burka pende de un hilo, situado en lo más alto de la parte destinada a la cabeza, en los mercados y tiendas de Afganistán u otros países donde se vende, transmitiendo una sensación fantasmal a nuestros ojos occidentales, generando, una figura, un contorno extendido, sin vida. Adoptando tal forma, el burka me ha acompañado por todos aquellos lugares donde es ajeno y en los que he ido buscando una rama, una varilla o cualquier pequeño saliente donde exponerlo.

 

Roberto Goya